Rechazan asilo político de EVO, pero se les olvida que él envió toneladas de ayuda a México para los damnificados por el terremoto en 2017

noviembre 12, 2019

La carga, que fue entregada personalmente por el presidente Evo Morales al embajador de México en Bolivia, Héctor Valezzi

MÉXICO.— Luego que el presidente de Bolivia, Evo Morales, en su calidad de perseguido político recibiera asilo político en México después de haber sido víctima de un golpe cívico militar, la oposición le rechaza, sin embargo, se les olvidó que después del terremoto en 2017 que azotó a México, Bolivia envió toneladas de ayuda para los damnificados.

El gobierno de Bolivia envió en el 2017, un avión con 11 toneladas en ayuda humanitaria para el pueblo de México, luego del terremoto del 19 de septiembre -el segundo en menos de dos semanas- registrado en el centro del país, y que dejó cientos de fallecidos.

La carga constó de alimentos no perecederos, equipos sanitarios y dos mil mantas, alcanzando los once mil kilos.

“Es parte de una política que el Presidente ha iniciado muchos años atrás, en reciprocidad al apoyo que hemos tenido en nuestras inundaciones”, señaló el ministro de Defensa boliviano, Reymi Ferreira.

Con un intervalo de 12 días entre uno y otro, México sufrió dos terremotos en el centro del país: el 7 y 19 de septiembre. Los fallecidos entre ambos son -hasta ahora- 436. Más de 250.000 personas perdieron sus viviendas y la reconstrucción de las zonas devastadas tendrá un costo aproximado de 38.000 millones de pesos mexicanos (más de dos mil millones de dólares).

Diseño de páginas web